WhatsApp
Volver atrás
blog-image
Préstamos capital privado

¿Qué es un préstamo con garantía hipotecaria?

Préstamos capital privado

¿Qué es un préstamo con garantía hipotecaria?

blog-image

Cuando experimentas situaciones económicas difíciles o momentos de crisis, es poco probable que puedas acceder a créditos bancarios. Esto es debido a que estas entidades exigen ingresos regulares, entre otros requisitos. 

Los préstamos con garantía hipotecaria son una solución que te permite obtener dinero en estas circunstancias. Consisten en avalar un préstamo con una propiedad (casa, local, entre otros), que debe debe estar pagada en un 80% como mínimo. Aunque proporciona un ingreso de dinero rápido, este procedimiento tiene sus ventajas y desventajas.

Aquí conocerás en detalle cómo funciona y qué necesitas para obtenerlo. 

¿Quién puede pedir un préstamo con garantía hipotecaria?

Sólo puedes pedir préstamo con garantía hipotecaria (personas o empresas) si eres el titular del inmueble. En caso de que no puedas cumplir con el pago de las cuotas establecidas, el acreedor podrá ejecutar sus derechos adquiridos sobre la propiedad. 

Generalmente, esta línea de crédito va dirigida a personas con deudas o problemas económicos. También es para aquellos emprendedores que necesiten realizar una inversión de dinero. No te preocupes, puedes aplicar si te encuentras en las listas de morosos. 

Las empresas privadas que otorgan estos préstamos no preguntan para qué necesitas el dinero. Algunos bancos ofrecen esta modalidad con menos intereses. No obstante, muchas veces exigen que tengas productos contratados con dicha entidad y más requisitos. 

Estas son las ventajas de un préstamo con garantía hipotecaria: 

  • Puedes solicitar una cantidad de dinero superior al de los otros créditos. 
  • El período de tiempo para realizar la devolución es más largo que el de otros préstamos. 
  • Puedes ser beneficiario aunque no cuentes con ahorros líquidos o ingresos estables.  
  • Los acreedores tienen más seguridad de recibir el dinero prestado.

Esta ventaja les permite negociar los intereses hasta llegar a una cantidad que se adapte con tus posibilidades económicas.  

  • Tienes libre disponibilidad del dinero recibido, puedes utilizarlo como quieras. 
  • Puedes seguir utilizando el inmueble que se ha fijado como garantía. 

¿Cómo obtener un crédito con garantía hipotecaria?

Esta es la primera pregunta que viene a tu cabeza, cuando tienes emergencia financiera y no cuentas con estabilidad económica  ¿Dónde puedes realizar préstamos dejando en garantía mi casa? Tienes dos opciones para adquirir un crédito con garantía hipotecaria. 

La primera es recurrir a una entidad bancaria convencional. Aunque es el espacio que ofrece mayor seguridad, exige una considerable cantidad de requisitos. 

La segunda alternativa es optar por una empresa privada que se especialice en préstamos personales con aval hipotecario. Ofrecen un procedimiento rápido y sencillo y sólo exigen los requisitos básicos. 

No obstante, es indispensable que realices una investigación sobre cuál es la alternativa que tiene mejor trayectoria y un historial impecable con sus clientes. Esta es una medida de seguridad que te ayuda a evitar estafas. En caso de que seas una empresa, también existen acreedores especializados en este campo.

Recuerda que no debes confundir un préstamo con garantía hipotecario con un préstamo hipotecario. La solicitud de un crédito hipotecario también conocido como hipoteca, tiene como objetivo la realizar compra de una propiedad. Mientras que en el crédito con garantía hipotecaria cedes tu inmueble como aval. 

Requisitos para obtener un préstamo avalado con una propiedad

Los requisitos básicos para obtener este tipo de préstamo son los siguientes: 

  • Ser mayor de edad. 
  • Ser propietario de un inmueble sin cargas o deudas. La propiedad debe estar pagada o con un mínimo de 80% cubierto. 
  • La propiedad concedida como aval debe estar libre de cargas o deudas. 

¿Qué documentación necesito?

Estos son los documentos que debes presentar para solicitar el crédito: 

  • Documento de identidad nacional (DNI) o el Número de Identidad Extranjero (NIE) para solicitantes no españoles. 
  • Último recibo del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI). 
  • Una nota simple o verificación registral. 
  • Una tasación reciente del inmueble que aportas como garantía. 

¿Cuánto me pueden dar si avalo un crédito con mi vivienda?

El importe máximo del crédito se calcula en base al valor de tasación de la propiedad. Si ésta cuenta con una hipoteca, el valor se reduce. Lo más común es que los proveedores aprueben entre un 40 y un 50?l valor de tasación. A este valor se le resta cualquier carga que tenga el inmueble. 

Estas son las variables que influyen directamente en el cálculo de la tasación:

  • La ubicación del inmueble es un factor determinante para calcular su valor. No es lo mismo una propiedad que se encuentre en la capital, en una provincia, en el centro de la ciudad o en las afueras. 
  • La realidad económica del mercado también influye en cómo se cotiza una propiedad. 
  • El valor de una propiedad disminuye con los años. Por eso, el tiempo que tenga un inmueble es uno de los factores que más incide en su tasación.

También se considera si la propiedad ha sido o no reformada. 

¿Qué inconvenientes tiene usar una propiedad para avalar un préstamo?

Aunque se trata de créditos accesibles, sencillos y rápidos, tienen algunos inconvenientes o desventajas. 

  • Tienen intereses elevados que pueden llegar hasta un 20%.
  • Ofrece una cantidad limitada de dinero. Es muy raro que recibas más del 40? la tasación de tu propiedad. 
  • Puedes perder tu propiedad en caso de impago de las cuotas. 
  • El dinero tarda más en llegar a tu cuenta. 
  • Debes asumir el pago de los costes iniciales del cierre de transacción: tasación, honorarios de los abogados, cargo de solicitud, entre otros.  Algunos acreedores aplican cargos de participación anual o de membresía durante todo el término del crédito. 
  • En los préstamos con tasa variable, el importe mensual puede cambiar. 

Es indispensable que te informes sobre cómo van a variar sus pagos para evitar multas o penalidades aplicables a los atrasos en las cuotas. También es muy importante saber cuáles son las condiciones específicas en las que el acreedor puede considerarte en mora y exigir el pago total del préstamo. 

  • Si tomas un préstamo con un pago global grande, podrías verte obligado a solicitar otros créditos para pagar la deuda. 
  • No puedes vender el inmueble. En caso de que decidas hacerlo, deberás pagar inmediatamente la línea de crédito.

 

¡Solicita tu préstamo de una manera fácil y rápida!
Solicitar préstamo

Articulos relacionados