WhatsApp
Volver atrás
blog-image
Préstamos para particulares

Comprar Vivienda a Plazos sin Hipoteca: Descubre cómo hacerlo y por qué

Préstamos para particulares

Comprar Vivienda a Plazos sin Hipoteca: Descubre cómo hacerlo y por qué

blog-image

Ante la baja de ventas en el mercado inmobiliario, surgen alternativas de financiación para que puedas adquirir una vivienda sin necesidad de solicitar un crédito hipotecario. 

Una de estas opciones es la compraventa con pago en plazos. Este es un acuerdo entre el comprador y el vendedor para pagar en cuotas hasta cumplir con el precio total del inmueble. Este método tiene sus condiciones e impuestos como lo exige la ley.  

¿Se puede comprar vivienda a plazos sin hipoteca?

Sí, se puede comprar una vivienda a plazos sin hipoteca siempre que ambas partes lleguen a un acuerdo estableciendo plazos para pagar. Por supuesto, estos deben cumplirse para evitar penalizaciones y multas. Mientras el comprador paga la casa, puede habitarla con su familia como un alquiler, sin tener aún el título de propiedad. 

Para cumplir con los plazos que necesites, puedes solicitar prestamos personales particulares de una manera segura y confiable.  

La alternativa para comprar casa sin hipoteca es el pago aplazado entre particulares

El contrato de compraventa de vivienda con pago aplazado es una de las opciones más viables. Es una alternativa si no tienes la capacidad financiera de desembolsar una cantidad significativa inicial o no cumples con los requisitos para solicitar un préstamo hipotecario en el banco. 

Con el fin de proteger los intereses de ambas partes, se recomienda llevar a un notario el contrato e inscribir el Registro de la Propiedad a favor del comprador después de cumplir con los plazos. 

Cómo se tributa al comprar vivienda a plazos sin hipoteca

Este tipo de transacciones requiere pagar los aranceles en la notaría. Estos están establecidos por el Estado. El otorgamiento de la escritura pública de compraventa varía entre 600 y 875 euros de acuerdo al precio de la propiedad.

Otro gasto que debes tener en cuenta es el Registro de la Propiedad en el notario, cuya tarifa varía según el precio total de la vivienda. Este documento puede tener un precio entre 400 y 650 euros. 

En cuanto a los tributos, estos debes pagarlos de acuerdo al momento en el que se encuentra la transacción de la compraventa a plazos.  

Impuestos que hay que pagar como comprador

Como nuevo propietario de la vivienda, debes pagar el ITP (Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales) en el momento en que recibas la propiedad. Este se devenga el mismo día de celebración del acto jurídico. Al haberse formalizado la transacción, debes pagar el total del tributo a Hacienda en la Comunidad Autónoma en la que se encuentra la casa. 

Impuestos que hay que pagar como vendedor

Al obtener una ganancia patrimonial, como vendedor debes pagar el IRPF (Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas). Se calcula relacionando los valores de adquisición y transmisión del terreno en el que se ha levantado la propiedad. Este tributo se debe pagar tras haberse oficializado el contrato y el comprador esté haciendo uso de la casa. 

Otro impuesto es la plusvalía municipal en la venta a plazos, que solo se paga una vez cuando se ha formalizado la venta. Si la transacción se hizo con pérdidas, se exonera este tributo. 

Condiciones de comprar un piso a plazos al propietario

Para comprar una casa sin hipoteca, puedes realizar una compraventa a plazos en la que el comprador y el vendedor llegan a un acuerdo. En un documento notariado, se establece el importe y las cuotas, así como la periodicidad. Debes cumplir estas condiciones porque al no hacerlo, tienes el riesgo de perder el dinero que previamente has entregado. 

Tradicionalmente se han establecido dos métodos. 

  • Aplazamiento de la firma de la escritura pública de compraventa hasta que el vendedor haya obtenido el importe total. 
  • Otorgamiento de la escritura desde el inicio de la transacción, indicando en el documento el método de pago establecido.  

Independientemente del método elegido, debes formalizar el contrato en la presencia de un notario para legalizar el acuerdo. Es importante que las condiciones estén expresadas con claridad. En caso contrario, puedes perder el inmueble o dinero por ambigüedades legales.   

En este tipo de transacción, se pactan condiciones suspensivas y resolutorias para dar garantías a ambas partes en la compraventa y proponer soluciones en caso de presentarse desacuerdos. En ambas, se establecen cuáles son los requisitos para dar cumplimiento al contrato de compraventa. 

El vendedor puede establecer también estos requisitos. 

  • Una condición resolutoria en la escritura para solicitar una dación en pago en caso en el que el comprador incumpla el plazo, éste debe devolver la posesión de la propiedad
  • Un aval personal de un tercero que ofrezca garantías de solvencia
  • Una dación en pago en específico
  • Un seguro del hogar para cubrir daños causados por siniestros o incendios
  • Un seguro de vida

Como vendedor, puedes beneficiarte de la periodicidad del gravamen fiscal sobre la ganancia patrimonial en el IRPF que paga al 18%.

¿Existen otras alternativas a la hipoteca?

Hoy en día, ante la reducción de programas de financiación o a las limitaciones al momento de otorgar créditos hipotecarios por parte de los bancos, las familias han recurrido a otras alternativas. Por ejemplo, recibir la donación de parte de un tercero, sobre todo a parejas jóvenes; la prestación entre particulares o el alquiler con opción a compra. 

Como se ha mencionado previamente, la compra a plazos entre vendedor y comprador también se ha convertido en otra manera de pagar en cuotas el precio total de la nueva propiedad en caso de no contar con la inicial. Al hacerlo, es importante asegurarte de poder cumplir con todos los pagos en los tiempos establecidos en el contrato notariado. 

En caso de no poder cumplir con una de las cuotas, puedes recurrir a préstamos online seguros. Estos se tramitan de una manera rápida, sin nómina o avales. De cualquier manera, asesórate sobre cuáles son las condiciones y los impuestos que debes pagar en este tipo de compraventa. 

Antes de mudarte a la nueva casa, contrata un seguro contra siniestro y desastres naturales para evitar problemas a futuro. Recuerda cumplir con cada una de las cuotas y cuidar la propiedad.   

 

¡Solicita tu préstamo de una manera fácil y rápida!
Solicitar préstamo

Articulos relacionados